Por qué elegir ventanas mallorquinas

Cuando pensamos en decorar la casa, nos vemos entre elegir ventanas y elegir mallorquinas. Aunque todo depende en tiempos cruciales en la economía como ahora, de que tengamos o no presupuesto porque las mallorquinas son más caras que otras formas de ventanas tradicionales, si eso no es problema y queremos las mallorquinas para nuestro hogar, hay algunas de sus cualidades que nos ayudarán a decidirnos.

Son más atractivas y especialmente  favorecen estéticas clásicas de fachadas, con lo que el aspecto exterior se ve más atractivo y se pueden elegir en una variedad de estilos que las hace aún más versátiles. Son más seguras en cuanto a aislar del exterior, son más privadas por cuanto suponen un agregado mayor que la ventana en cristal.  Esto no implica que sean absolutamente seguros, cuentan con un grado de seguridad, pero si la seguridad es algo que preocupa especialmente, hay que solicitar un reforzamiento a quienes nos las coloquen o vendan.

No resultan tan prácticas en algunos de sus detalles, por ejemplo cuando se abre la mallorquina se deben abrir las ventanas,  y en esto se vuelve la tema de la seguridad, como se abren hacia afuera, las mallorquinas impiden el uso de balcones que entonces dejan expuesta la estancia, por lo que hay que estudiar una forma de hacernos de las mallorquinas pero mantener también la seguridad.

La estética como hemos dicho es esplendida, el aislamiento térmico también es bastante favorable aunque cuando quieres abrir una tienes que abrir ambas y en temperaturas extremas altas o bajas no resulta especialmente agradable. Pero si has pensado en un hogar con mallorquinas, puedes sortear estos obstáculos por el gusto de tenerlas porque dan mucho atractivo a los exteriores de los ventanales. El mantenimiento también debe considerarse, dependiendo del material del que estén hechas deben ser objeto de mantenimiento.

Imagen: Vía

CompartetumblrTwitterGoogle+Facebook